Eurofighter Typhoon | La Marca de Odín

Eurofighter Typhoon

Imagen de Odin

Eurofighter Typhoon

Historia y desarrollo reales

El proyecto se inició por un requerimiento técnico de varios países para sustituir a los SEPECAT Jaguar, Panavia Tornado, McDonnell Douglas F-4 Phantom II, Lockheed F-104 Starfighter y Dassault Mirage F1 de diversas fuerzas aéreas de Europa. El detonante para la aparición de este nuevo caza fue, entre otros, la información que se estaba recibiendo acerca de los nuevos prototipos soviéticos RAM-K y RAM-L, que posteriormente se conocerían como Su-27 Flanker y MiG-29 Fulcrum. El avión se diseñó teniendo en cuenta los requerimientos técnicos de las fuerzas aéreas de algunos miembros de la OTAN como Alemania, Francia y el Reino Unido. Sin embargo, la fuerza aérea francesa abandonó pronto el proyecto al querer construir un avión a su medida donde Dassault liderara el diseño y los otros socios se limitasen a financiar conjuntamente el proyecto, además, la Armée del Air no estaba conforme con diseños como el TFK-90 o el P110.B, en los que se basa el Eurofighter, prefiriendo un avión algo más pequeño y embarcable, por lo que Francia abandonó el proyecto de avión europeo, para crear su propio caza, el ACX (siglas de Avion de Combat Expérimental), que posteriormente pasaría a ser conocido como Rafale A.

De esa manera, en 1982 se presentó el programa ACA (Agile Combat Aircraft) en el que Italia, Alemania y el Reino Unido aparecían como socios. Se intentó confeccionar un programa para un demostrador tecnológico llamado EAP (Experimental Aircraft Programme), pero el gobierno británico no lo financió y al final tuvo que ser la propia BAe (British Aerospace) la que financiara el proyecto, aprovechando partes como la sección de cola del Tornado y sus motores RB199. El EAP realizó su primer vuelo en 1986 y tuvo un éxito inmediato. Hubo algunas voces que quisieron que ese mismo avión entrara en servicio en la Royal Air Force (RAF), pero el desarrollo del más conservador Tornado F.Mk3 paró la financiación del proyecto. Sin embargo, Alemania también desarrollaba por aquel entonces el X-31 junto con la compañía estadounidense Rockwell para disponer de tecnologías aplicables al futuro ACA, aunque la más novedosa, la tobera orientable 3D del mismo no equipó al Eurofigther, al menos en un primer momento. El Eurofighter parte en gran medida de tecnologías probadas en el EAP.

España se unió al proyecto el 2 de septiembre de 1985, aunque ya había seguido con interés la evolución de los acontecimientos. A partir de entonces al proyecto se conoció como EFA (European Fighter Aircraft) y se constituyeron varios consorcios para realizar las diversas partes del avión Eurofighter: para la célula e integración de sistemas, para los motores Eurojet, para el sistema de seguridad EuroDASS, etc. A partir de entonces, el proyecto sufrió un parón debido al final de la Guerra Fría y a los altos costos de la reunificación alemana, lo que supuso que el proyecto se retrasase unos cinco años. Mientras tanto, los socios discutían la forma de reducir el precio del avión, así como el costo general del programa, eliminando sistemas del avión (por ejemplo: la carísima protección contra pulsos de radiación electromagnética), o reduciendo el número de prototipos. Finalmente, el 27 de marzo de 1994, el primer prototipo DA01 voló desde la factoría de MBB en Manching pilotado por el piloto de pruebas Peter Weger. Durante 8 años los siete prototipos del programa realizaron numerosas horas de vuelo para llegar a la fase de fabricación a principios del año 2001.

El proyecto ha sido nombrado y renombrado varias veces desde su nacimiento, siendo conocido como EFA (European Fighter Aircarft), Eurofighter, EF2000 (Eurofighter 2000) y Typhoon.

Las características del Typhoon son una buena muestra de su desarrollo. La célula del Typhoon fue diseñada de manera que fuera inestable en vuelo (con canards y ala delta truncada), lo que le proporciona una gran maniobrabilidad. Para solventar el problema de la inestabilidad se recurre a un sistema de control de vuelo cuádruple redundante Fly-by-wire.


En los virajes mantiene la energía perfectamente al disponer de una relación empuje a peso de 1,15, además de que los motores EJ200 le permiten volar en régimen de supercrucero (capacidad de volar a velocidades supersónicas sin utilizar postquemadores).

El avión está fabricado en gran parte por compuestos como la fibra de vidrio o la fibra de carbono, que proporcionan mayor rigidez estructural a la célula, lo que le permite realizar maniobras con valores de fuerza G muy altos. El asiento eyectable es del tipo Cero-Cero, construido por el fabricante Martin Baker, y es capaz de eyecciones a más de 600 nudos de velocidad (aproximadamente 1.100 km/h). A pesar de no buscar características de baja detectabilidad como requerimiento, como sí lo ha hecho el F-22 Raptor, el Typhoon tiene su forma bien cuidada para tratar de ser lo menos detectable posible a la iluminación del radar.

El rendimiento en combate del Typhoon, comparándolo en particular con los F-22 Raptor y F-35 Lightning II estadounidenses y el Dassault Rafale francés, ha sido objeto de mucha discusión. Aunque realizar comparaciones totalmente veraces e imparciales es imposible con la información pública disponible, hay un estudio de la Agencia de Evaluación e Investigación en Defensa del Reino Unido comparando al Typhoon con otros cazas contemporáneos; en este estudio el Typhoon era el segundo sólo después del F-22. (Fuente: Wikipedia)

Actualidad

El Eurofighter Typhoon es el caza bombardero estrella del Ejército del Aire de España. Actualmente, cuenta con tres escuadrones de combate. Dos operan desde la base de Morón y el tercero desde la de Los Llanos.

  • Escuadrón 111 - Diablos de Hispania
  • Escuadrón 112 - Tartesos

El escuadrón 111 - Diablos de Hispanía ha alcanzado renombre internacional por su pericia a los mandos del Eurofighter Typhoon, siendo los únicos que han pilotado este avión en operaciones de combate y de vigilancia en escenarios como los de Irak, Afganistán o Libia. Cuando no están en misiones oficiales, los Eurofighter Typhoon de la base de Morón se pueden ver por numerosas zonas del sur de Andalucía, donde realizan maniobras y ejercicios rutinarios.

Sin duda alguna, el Eurofighter Typhoon, se ha convertido en el principal baluarte del Ejército del Aire, sustituyendo paulatinamente a los F-18 americanos y los franceses Mirage F-1. Está claro que si algún día España entrara en un conflicto aéreo, los Eurofighter serían los actores principales que defenderían los cielos de la península ibérica.

 

Image: